Connect with us

¿Que deseas buscar?

Estadio

No me gusta el fútbol, pero en ocasiones uno debe hacer sacrificios por las personas que quiere, sobre todo si  estos  sacrificios son para hijos, sobrinos, etc. Entonces aquí estoy, en un estadio con mucha gente que grita, canta, salta en fin mil cosas que son parte de un espectáculo de esta categoría y ajenos a mí.

 

Me sorprendieron y confundieron muchas situaciones, por ejemplo que te hacen caminar tanto para poder ingresar al recinto, luego pasas por diferentes controles de seguridad, donde se te prohíbe ingresar alimentos y líquidos… hasta que finalmente estoy dentro!!

 (clo1)

Las incoherencias se comienzan a observar una vez que pasas la ultima seguridad, venden lo que no puedes entrar, a  valores exagerados que caen en la falta de respeto, pues por lo que averigüe  en  otros estadios  los vendedores son más consientes y no suben tanto los precios, por lo mismo venden todo. Pero eso no es todo, esta es la mejor parte, BENGALAS y allí me perdí y no entendí nada. Me quedé como los  dibujos animados japonés de mi niñez (…mirando para arriba con parte de la lengua afuera) ¿Cómo es posible que ingresaran con esto si se supone que hay un plan de estadio seguro?

Me molestó mucho que hagan todo este Show. Me refiero a los distintos puestos de seguridad donde te revisan todo lo que llevas y te palpan el cuerpo para confirmar que no tienes  nada prohibido.

 

Finalmente me rendí, nunca entendí lo que gritaban y cantaban, me lo explicaron, pero igual seguía sin comprender  algo entendí del juego, lo bueno fue que ganó el equipo  que íbamos a ver.

 (clo2)

Lo que rescato de todo esto, es la pasión con la que la gente disfruta un pasatiempo, el gusto por el deporte y sobre todo haber compartido con los míos.

 

Sólo confirmo que el fútbol no es lo mío.

 

 

 

Clo

 

 

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Diario El Cachapoal - Región del Libertador General Bernardo O'Higgins, Chile.
Fundado en Rancagua el 05 de Noviembre del 2003.