Connect with us

¿Que deseas buscar?

Diversidad e Inclusión: un eje de competencia e innovación

Sin duda, las personas son el activo más importante y la principal ventaja competitiva que tienen las empresas. Son fuente de progreso, creatividad e innovación. Es por ello que para las compañías es fundamental atraer, retener y desarrollar los mejores talentos. Sin embargo, para poder atraer “efectivamente” a los mejores talentos, las compañías modernas deben impulsar recursos humanos diversos y un ambiente de trabajo de inclusión.

 

Las compañías ganadoras deben tener el eje de diversidad e inclusión en todos los aspectos de su negocio: lugares de trabajo, mercados y  comunidad en general. Pero para implementar una estrategia exitosa en esta materia los líderes de estas empresas deben ampliar su campo visual, dejar atrás los prejuicios individuales que lo estrechan e interfieren con nuestra habilidad para tomar decisiones basadas en equidad, mérito y objetividad. Un líder inclusivo debe estar dispuesto a escuchar, aprender y tener un comportamiento de “Rol Modelo”, trabajando siempre a través del ejemplo positivo. En resumen, un líder inclusivo debe potenciar en su empresa un cambio de mentalidad y comportamiento, que tenga una directa incidencia en el desempeño del negocio. Implementar una estrategia de diversidad ayuda a crecer como líder, ya que requiere el desarrollo continuo de las habilidades personales, competencias y capacidades, como son la empatía, la humildad y la comunicación efectiva.

 

Igualmente, para desarrollar una estrategia en esta materia hay que tener conciencia que los cambios no suceden de un momento a otro, por lo tanto el primer eslabón de esta cadena debe estar forjado en la palabra “sensibilizar”. Ahí resulta fundamental la educación que entregamos a nuestros colaboradores y no hablamos sólo de educación familiar, sino de aquella que permite a las personas abrir los ojos  y mente frente a la gran variedad y diversidad de gente que existe en este planeta. El objetivo es crear al interior de las empresas un ambiente sin prejuicios, de mayor tolerancia, comprensión y de aceptación. Paralelamente, es importante que las compañías adapten sus procesos y políticas de Recursos Humanos con el fin de promover un ambiente inclusivo que otorga oportunidades a cada uno de los empleados.

 

La diversidad en el trabajo debe ser la convicción más profunda de respeto y de valor hacia las diferencias. Y para lograr una cultura inclusiva, deben estar dadas las condiciones para que las personas se sientan respetadas y valoradas, tengan acceso a las oportunidades de desarrollo profesional, siendo reconocidas por sus destrezas y habilidades. Sin duda, el valor de lo anterior radica en abordar un trabajo en el que nos vamos potenciando desde nuestras habilidades particulares y orientado a mejorar la calidad de vida diaria de las personas.

 

Janet Awad

Gerente General de Sodexo Chile

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Diario El Cachapoal - Región del Libertador General Bernardo O'Higgins, Chile.
Fundado en Rancagua el 05 de Noviembre del 2003.